• Camino Viejo de Leganés 91 277 53 55
  • Calle Oca 91 525 65 06
  • info @ opticacarabanchel.com

Aberrometría y Topografía de Zeiss

Aberrometría y Topografía de Zeiss

La Aberrometría consiste en emitir múltiples rayos de luz al ojo y ver como rebotan en el fondo y salen de nuevo del ojo. Si todas las lentes atravesadas fuesen simétricas y regulares saldrían todos los rayos en forma de ramillete perfecto pero como en todo lo natural eso no es así y salen de forma anárquica dependiendo de la transparencia de los tejidos, su regularidad y su geometría. Es fundamental en el análisis para la cirugía refractiva y endocular.

La Topografía permite estudiar la superficie de la córnea practicando un mapa topográfico que pone de manifiesto las diferencias en altura, curvatura y ejes corneales que definen cada córnea normal así como sus manifestaciones patológicas.

La Topografía demuestra su utilidad en el estudio y control de patologías como:

  • Queratocono.

  • Ectasias corneales.

  • Astigmatismos irregulares.

  • Secuelas de traumatismos corneales.

  • Preoperatorio y control postquirúrgico de cirugía refractiva.

  • Preoperatorio y control postquirúrgico de anillos intraestromales.

  • Preoperatorio y control postquirúrgico de cataratas.

  • Lentes de contacto y Ortoqueratología, etc...

La Aberrometría va un paso más allá estudiando las irregularidades de la córnea que originan la aparición de aberraciones ópticas causantes de una deficiente agudeza visual, bien de forma constitucional en el individuo o bien adquiridas tras una cirugía refractiva.

Los Aberrómetros o sensores de onda, miden de este modo las imperfecciones oculares (llamadas aberraciones ópticas) más allá de los errores refractivos convencionales (miopía, hipermetropía y astigmatismo).

El sistema de topografía Zeiss es la herramienta complementaria para la planificación del tratamiento ideal para la corrección personalizada de la visión en nuestra consulta. Un software de planificación intuitivo y un sistema de topografía corneal permiten combinar los datos de diagnóstico del paciente en una sola estación de trabajo, lo que permite realizar una planificación del tratamiento con toda la información relevante.